Niñas de Altas Capacidades, la realidad silenciada

21b2351787_1473462612327

Hace unas semanas terminaron las olimpiadas. Además de mucho deporte, hemos podido leer y oír muchos comentarios misóginos procedentes de periodistas, entrenadores y espectadores de todo el mundo.

Dos de estos comentarios, me llamaron especialmente la atención porque aluden a un problema muy extendido en todo el mundo, la falta de visibilización que desde la infancia tienen las niñas de Altas Capacidades. Ellas son mucho menos detectadas, mucho menos valoradas y lo tienen todo mucho más difícil para lograr llevar a cabo sus objetivos. No sólo deben enfrentarse, en solitario, a las condiciones particulares de las Altas Capacidades también, deben luchar contra una sociedad y una cultura que hace todo por silenciarlas y negarlas. Según nuestra cultura patriarcal, las niñas son más tranquilas, menos rudas y mucho más trabajadoras que los niños (este es el modelo impuesto por cultura, crianza, usos y costumbres milenarios). Por su parte, ellos son más inquietos, valientes y talentosos.

Os copio los dos comentarios para que juzguéis por vosotr@s mism@s. Obvio que tanto Mireia Belmonte como Carolina Marín para llegar donde han llegado son inmensamente trabajadoras, pero, no neguemos sus Altas Capacidades e inteligencia por ser mujeres. Para ganar una medalla de Oro en las olimpiadas además de ser muy trabajadora, tienes que tener un inmenso talento. Derribemos viejos mitos misóginos que difunden la falsa idea de que niñas y mujeres no pueden ser talentosas, no pueden ser de Altas Capacidades.

“El entrenador de Mireia Belmonte dice que la campeona olímpica no es la más talentosa del equipo, pero que su hazaña fue posible porque se superó «con trabajo y con pasión».

“Carolina (Carolina Marín) no es talentosa, Carolina es trabajo, trabajo y más trabajo.”

Estereotipos, cultura, medios y sociedad, contribuyen a seguir propagando falsos mitos como el de que las niñas son buenas estudiantes porque son trabajadoras o que los niños son menos estudiosos pero tienen más inteligencia.

Ha llegado la hora de romper con mitos misóginos. La inteligencia, las altas capacidades no tienen que ver con el sexo, el color de la piel o la condición social. Las niñas son igual de talentosas e inteligentes que los niños. Ha llegado la hora de sacarlas a la luz y de apoyarlas desde su más tierna infancia para que puedan desarrollar todo su potencial. También, para que reciban el acompañamiento adecuado intelectual, emocional y social como niñas de Altas Capacidades que son.

Elena Mayorga

mentelibre

banner-fb-altas-capacidades-cartel-4

 

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

Últimos posts

Clase gratis online.

Elige el día y hora que mejor te va. ¡Accede en cualquier momento! Regístrate ahora y disfruta de la grabación de una de nuestras clases más un regalo especial que hemos añadido al final de la misma. ¡Te va a encantar!