Los deberes escolares son un error

http://

 

La programación del tiempo de ocio de las familias compete única y exclusivamente a los padres.
Los niños tienen derecho a tiempo libre, juego y descubrimiento. Tienen derecho a ir a las clases extraescolares que les apasionen. Tienen derecho a aburrirse, a leer lo que les apetezca, a ver la tele y jugar con el ordenador, a cocinar y cenar con sus padres, a irse toda la tarde al parque, a pasar los fines de semana y vacaciones sin obligaciones escolares. A aprender y vivir fuera de lo que espera de ellos el sistema escolar.
Los deberes suelen ser absurdos, aburridos y repetitivos, generando problemas de motivación y ansiedad, tensiones familiares, descargando en los padres la enseñanza escolar y promoviendo la desigualdad.
Las horas lectivas deben ser suficientes para que se ofrezcan los contenidos curriculares que marca la ley.
La evaluación debe ser continua sobre las competencias y contenidos asimilados por el alumno en el aula, no fuera de ella. Y menos puede usarse el no realizar tareas fuera del aula para amenzar con bajar notas o privar a los niños de su derecho al esparcimiento en las horas de recreo.
La educación debe ser personalizada y atender a las necesidades de cada alumno, cualquier tarea de refuerzo debería ser individualizada y atendida por un especialista.
En ninguna ley se exige que los niños trabajen después de sus horas lectivas.
NO A LOS DEBERES

Mireia Long

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

Últimos posts

Clase gratis online.

Elige el día y hora que mejor te va. ¡Accede en cualquier momento! Regístrate ahora y disfruta de la grabación de una de nuestras clases más un regalo especial que hemos añadido al final de la misma. ¡Te va a encantar!